Preste atención a las señales de advertencia de abuso | PostIndependent.com

Preste atención a las señales de advertencia de abuso

Eloisa Duarte
Eloisa Duarte
Staff Photo |

El abuso sexual infantil es un monstruo de múltiples cabezas que amenaza a nuestra comunidad, destrozando la vida física y emocional de muchos niños.

Una de sus cabezas incluye la intimidación, las mentiras y el engaño que los abusadores sexuales utilizan para atrapar a sus presas.

Otra es el exceso de confianza de los padres que tienen que salir a trabajar, dejando a sus hijos bajo el cuidado de las personas sin escrúpulos que se aprovechan de la inocencia infantil.

Con el abuso de alcohol y otras drogas también aumenta el riesgo de que los niños se conviertan en víctimas.

Hay otras cuestiones, como el descuido y la indiferencia de muchos padres que sospechan que sus hijos están siendo abusados, pero lo creas o no, prefieren ignorar la situación y dejar que las cosas pasen.

La mayoría de las veces el abuso sexual es cometido por un conocido que puede ser un hermano, vecino, entrenador, amigo, abuelo, líder religioso, consejero, maestro, pareja de un de los padres del niño, o en el peor de los casos, uno de los padres.

Los delincuentes que se dirigen a los niños emplean una variedad de métodos para obtener acceso sexual. Algunos establecen un vínculo emocional con sus víctimas prestándole atención y ofreciéndole regalos, mientras que otros utilizan amenazas, alcohol u otras drogas, o fuerza física.

En julio de 2015, la revista Time publicó un comunicado de Joseph Campbell, de la División de Investigación Criminal del FBI, la agencia considera que el abuso sexual infantil esta “casi en niveles epidémicos.”

¿Alguna vez pensaste si tus hijos están en riesgo de ser objeto de abuso sexual?

Pederastas y otros delincuentes sexuales están siempre al acecho, algo que a veces los padres ignoran.

Pensamos que nunca le va a pasar a nuestros hijos – y eso es precisamente el error más grande. Tenemos la tendencia a ignorar las demostraciones excesivas de afecto a nuestros hijos por familia o amigos.

Sé atento a las señales de advertencia. El monstruo del abuso sexual infantil se cuela por todas partes, especialmente en condiciones de hacinamiento, cuando varias familias o personas conviven en la misma casa o apartamento.

También opera bajo condiciones de pobreza, disfunción o en personas que puedan estar aislados y mal conectados con recursos de la comunidad. Esto da a los delincuentes más confianza en cuanto a que su crimen no será delatado si se descubre.

El River Bridge Regional Center en Glenwood Springs ofrece clases de prevención para padres sobre este tema. Ellos regularmente proporcionan servicios de apoyo para que la comunidad esté más informada.

El primer paso para prevenir el abuso en niños es notificar a tu departamento de policía local sobre cualquier sospecha de maltrato, reportarlo a su médico familiar, en la escuela de su hijo o simplemente marcando al 911.

En muchos casos el delincuente tiene un cómplice – este no debería ser usted.

No tenga miedo a delatar. Pedófilos, violadores y abusadores de niños son enfermos mentales. Ellos necesitan ayuda para dejar de hacer sufrir a niños. Sus crímenes pueden incluir el abuso sexual infantil, violación de menores, delitos relacionados con la pornografía infantil, preparación del niño, el acoso y el exhibicionismo.

Por desgracia, muchos de estos crímenes quedan impunes. Unos pocos salen a la luz por temor a las represalias.

Muchos de nosotros hemos sido objeto de abuso o tenemos amigos que han estado en esta situación y, por desgracia, se habla de esto después de que ha pasado mucho tiempo y las secuelas del abuso han abrumado a la víctima por años.

Es importante entender que el abuso sexual infantil es una realidad que afecta a nuestra comunidad; tenemos que aprender a prevenirlo, combatirlo e informar al respecto, no importa quién sea el abusador.

Hablemos de ello abiertamente con nuestros hijos y evitemos colocarlos en situaciones de alto riesgo.

Si usted es un abusador o teme que podría ser uno, pida ayuda. Debe entender que este comportamiento es un trastorno que puede ser tratado.

Una denuncia impide que muchos niños sean heridos y que muchas vidas sean destruidas.

Nuestro ecosistema de esperanza es tu valentía; por favor, ten coraje y levanta tu voz contra este delito, deberías, puedes y tienes que hacerlo.

Eloisa Duarte: maeloduarte@gmail.com


Start a dialogue, stay on topic and be civil.
If you don't follow the rules, your comment may be deleted.